Una espectacular tormenta



EL agua había hechoi saltar las tapas de alcantarilla en la avenida de los Monegros

La tarde del sábado ha pasado en un instante de una agradable sesión de fútbol en las Residencias a una tormenta espectacular que ha dejado a los espectadores completamente chupidos en el descanso. Los jugadores se han librado. Suerte. El problema no se ha limitado a la mojadura mientras se esperaba a que eso escampara, cosa que no ha hecho hasta estar todos bien calados, sino que el regreso a casa se ha realizado entre tapas de alcantarilla sacadas de su sitio por la fuerza del agua, el líquido elemento saliendo a borbotones con un calor marrón inenarrable y auténticos ríos en algunas calles. La foto se ha tomado a las 18’46 en la rotonda de la avenida de los Danzantes, la de los Monegros y la calle Teruel. Habla por sí sola.

No hay comentarios :

Publicar un comentario